Kaiser Grupo

El mejor grupo electrógeno para el hogar

Si estás buscando comprar un grupo electrógeno para tu hogar, pero aún no sabes cuál escoger y cómo hacerlo, aquí te ayudaremos. Nosotros tenemos el firme propósito de ayudarte a hacer grandes inversiones en equipos auxiliares que puedan ser de gran utilidad en diferentes aplicaciones, una de ellas será en tu hogar.

Podemos darte una asesoría completa en un solo post para que escojas desde la potencia hasta el nivel de insonorización.

Como escoger el mejor electrógeno para el hogar

Lo primero que debes saber es que no podemos mencionar un modelo como el mejor grupo electrógeno, ya que esto solo se define bajo los parámetros y necesidades que tienes que cubrir como usuario. Por ello, te enseñaremos los pasos a seguir para que puedas escoger un equipo de gran calidad a un buen precio.

Empieza por escoger el tipo de potencia y su cantidad. Hay cuatro tipos de potencia entre los que puedes elegir, no obstante, los más comunes son el de potencia de emergencia y el de potencia continua.

Escoge el de potencia de emergencia si en tu residencia la electricidad falla de forma esporádica y el servicio que requieres es de máximo 50 horas. En el caso de la potencia continua, te será de suma utilidad si tu vivienda está en una zona alejada del suministro eléctrico, o donde los fallos sean constantes y de muchas horas de duración.

En cuanto a la cantidad de potencia, debes definir en primer lugar cuántos vatios tienen los equipos que deseas conectar. Verifica y define qué es lo que vas a conectar, coloca como prioridad equipos como neveras, congeladores, bombillas, televisores, microondas, aires acondicionados y sistemas de calefacción.

Luego, suma todas las cantidades de vatios, si al final obtuviste 15.000 vatios, entonces requieres un aproximado de 15 KVA en tu grupo electrógeno. Recomendamos agregar un 40% más sobre cada equipo, ya que los aparatos eléctricos cuando necesitan arrancar consumen un poco más de energía, para evitar que se queden a medio andar agrega un poco más de potencia.

Hora de pensar en el combustible

Es muy importante que pienses en el tipo de combustible que vas a usar en tu grupo electrógeno. Considera el lugar donde lo vas a instalar, si tienes niños y/o mascotas y la ventilación de tu hogar.

Puedes escoger entre tres modelos, los electrógenos a gasolina, diésel y gas. Selecciona basándote en la potencia que tendrá cada motor usando uno u otro.

Los grupos electrógenos a gasolina son ideales cuando requieres un equipo económico que no debas utilizar en todo momento. Además, debes procurar tener una buena ventilación y que tus hijos o mascotas no jueguen cerca de él ya que las emanaciones de combustible podrían resultar muy dañinas.

Si prefieres el diésel, te llevarás la sorpresa de saber que estos motores no solo son mucho más potentes, sino que son realmente ruidosos, sin embargo, requieren de una menor dosificación de combustible, siendo ahorrativos.

Por último, están los grupos electrógenos a gas que son perfectos para los hogares con toma de gas doméstico, ya que pueden conectarse allí, olvidándote de comprar combustible aparte. Incluso, son silenciosos y un menos contaminantes.

Al final, decide si quieres que sea insonorizado o no. Los equipos de bajo nivel de ruido son perfectos para espacios cerrados, si no tienes muchas opciones para colocar el grupo electrógeno, opta por equipos con un buen capot galvanizado que amortigüe un poco la sonoridad.

Por el contrario, si lo puedes colocar en espacios abiertos alejado de las ventanas de las habitaciones, no hay problema con que sea un equipo abierto.

¿Ya has decidido cuál es el mejor grupo electrógeno para ti? ¡Corre a buscarlo en nuestra tienda online!